De la actuación de los Cuerpos de Policía en sus diversos ámbitos políticos territoriales en la garantía del orden público, la paz social y la convivencia ciudadana en reuniones públicas y manifestaciones

Artículo 19

Preparación y Ejecución de actividades

La planificación y actuación del Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y de los cuerpos de policía estadales en la garantía del orden público, la paz social y la convivencia ciudadana debe basarse en la adecuada dirección, organización y ejecución de las operaciones policiales, lo cual incluye análisis y evaluación de cada situación, debiendo contar con un número suficiente, debidamente formado, capacitado, entrenado y equipado de funcionarios y funcionarias policiales, facilitando el empleo de técnicas de prevención, de solución pacífica de conflictos, de recursos logísticos y del uso progresivo y diferenciado de la fuerza a través de los equipos, implementos, armas y accesorios debidamente autorizados y homologados por el Órgano Rector.

Artículo 20

De los procedimientos y actuación previos al despliegue para el control de las Reuniones Públicas y Manifestaciones

El Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y los cuerpos de policía estadales, a través de sus respectivas Direcciones de Control de Reuniones Públicas y Manifestaciones, evaluará las informaciones previas de las cuales dispongan y las instrucciones recibidas sobre el desarrollo de reuniones públicas y manifestaciones, a los fines de elaborar un plan de acción que determine los procedimientos y actuación a llevar a cabo para garantizar el orden público, la paz social y la convivencia ciudadana. A tal efecto, antes del desarrollo de las reuniones públicas y manifestaciones las autoridades del Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y de los cuerpos de policía estadales procederán a:

1. Informar a los funcionarios y funcionarias policiales del tipo de operaciones a realizarse, con indicación de la línea de mando, el lugar donde se efectuarán y la percepción del nivel de riesgo de la misma.

2. Verificar que los funcionarios y funcionarias policiales se encuentren adecuadamente equipados y posean su respectiva identificación, conforme a lo establecido en la Ley Orgánica del Servicio de Policía y del Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y en las Resoluciones dictadas por el Órgano Rector.

3. Realizar la inspección detallada de los funcionarios y funcionarias policiales que se encuentren seleccionados y seleccionadas para intervenir en la reunión pública y manifestación de que se trate, para asegurar que no portan, ni ocultan equipos y materiales que se encuentren prohibidos.

4. Prever el empleo de equipos y materiales que permitan el registro de los hechos, para evaluar posteriormente los procedimientos y actuación de los funcionarios y funcionarias policiales en la reunión pública y manifestación.

5. Instruir a los funcionarios y funcionarias policiales sobre el equipo que porta y su destino para su defensa y protección, no debiendo ser empleado como instrumento de agresión, así como, que su utilización podrá justificarse sólo y únicamente cuando las circunstancias lo requieran y por Instrucciones de la línea de mando.

6. Enfatizar las disposiciones con relación al uso progresivo y diferenciado de la fuerza basada en los principios de legalidad, necesidad y proporcionalidad y mediante la utilización de la escala progresiva en función de la resistencia y oposición de las personas y no como producto de la predisposición del funcionario o funcionaria policial, con maltrato moral o como castigo directo, de conformidad con lo previsto en el artículo 70 de la Ley Orgánica del Servicio de Policía y del Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana. Artículo 21

De la actuación durante el desarrollo de las reuniones públicas y manifestaciones

La Dirección de Control de Reuniones Públicas y Manifestaciones del Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y demás cuerpos de policía estadales presentes en el lugar de los hechos, conforme al plan de acción elaborado o al grado de alteración real o potencial del orden público, la paz social y la convivencia ciudadana, realizará un reconocimiento y evaluación de la situación que se presente, considerando para ello el número de personas que participan, su actitud, las personas que se identifican como representantes o interlocutores, el motivo o finalidad de la reunión pública o manifestación en caso de que ésta no haya sido previamente participada o notificada, el grado de organización y todos aquellos elementos que faciliten la aplicación de las estrategias previamente planificadas para la protección de los derechos humanos, contando siempre con la participación de un mediador o equipo de mediadores. Cuando los medios alternativos de resolución de conflictos no resulten satisfactorios, el cuerpo de policía que actúe procederá a advertir a las (sic)

Artículo 22

De la actuación después del desarrollo de las reuniones públicas y manifestaciones

Los funcionarios y funcionarias policiales que actuaron en el procedimiento para garantizar el orden público, paz social y convivencia ciudadana en reuniones públicas y manifestaciones, deberán procurar los primeros auxilios de manera inmediata a las personas que resulten lesionadas y velar por los derechos y garantías de las personas que sean aprehendidas. El supervisor inmediato o supervisora inmediata responsable de la intervención deberá elaborar un informe donde especificará de manera detallada todos los pormenores de la situación y actuación, que quedará registrado en el Libro de Novedades Diarias de la correspondiente Institución Policial. Artículo 23

De la coordinación con otros órganos y entes de seguridad ciudadana

Los Cuerpos de Policías deberán coordinar con los Organismos de Seguridad Ciudadana de su ámbito político territorial, el apoyo y la colaboración requeridos en el control de reuniones públicas y manifestaciones, de acuerdo con las normas, niveles y criterios de actuación previstos en la Ley, en esta Resolución y en los manuales y protocolos correspondientes, dentro del ámbito de las competencias específicas de cada uno de ellos.

Artículo 24

De la coordinación con la Defensoría del Pueblo

Para la protección de los derechos humanos, la garantía del orden público, la paz y la convivencia ciudadana, así como, para establecer las eventuales responsabilidades, el Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y demás cuerpos de policía estadales y municipales, si fuere el caso, deberán informar a la Defensoría del Pueblo con la debida anticipación del desarrollo de reuniones públicas o manifestaciones de que tuvieren conocimiento o estén por abordar, en caso de no haber sido notificadas. En ningún caso, obstaculizarán las funciones de la Defensoría del Pueblo, facilitando en todo caso la información que les fuere requerida. Capítulo IV

Rendición de cuentas y responsabilidades

Artículo 25

Principio general de rendición de cuentas

De conformidad con lo previsto en los artículos 77 de la Ley Orgánica del Servicio de Policía y del Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y 74 de la Ley del Estatuto de la Función Policial, en concordancia con lo establecido en las Normas sobre Rendición de Cuentas en los Cuerpos de Policía en sus diversos ámbitos político territoriales, la planificación y ejecución de operaciones de control de reuniones públicas y manifestaciones que puedan implicar alteración de la garantía del orden público, la paz social y la convivencia ciudadana quedan sometidas a procedimientos de seguimiento, supervisión y evaluación a cargo de las dependencias policiales especializadas, y a mecanismos de escrutinio externo por parte de las instancias de control externo del cuerpo de policía, a los fines de incrementar la eficiencia y eficacia policiales, de procurar la integridad física y moral de todos los sujetos intervinientes, de disminuir la confrontación y lesividad de las intervenciones y de asegurar el respeto y protección de los derechos humanos, conforme con los principios generales del servicio de policía y con las normas de actuación de las funcionarias y funcionarios policiales contemplados en el Título I del Capítulo III y en el Título IV del Capítulo I de la Ley Orgánica del Servicio de Policía y del Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana. Artículo 26

Informe Circunstanciado de Intervención

La Dirección de Control de Reuniones y Manifestaciones del correspondiente cuerpo de policía, deberá preparar dentro de las ocho (8) horas siguientes a la culminación de la intervención en cualquier evento de esta naturaleza, sin perjuicio de mantener permanentemente informado al Órgano Rector y a los Gobernadores o Gobernadoras, según fuere el caso, sobre el desarrollo y dinámica del evento, un informe que contendrá especificaciones sobre sitio, motivo, número aproximado de personas que participaron, fases de desarrollo, duración y resultados de la correspondiente reunión pública o manifestación, así como, el número, identificación y rango de los funcionarios y funcionarias policiales que intervinieron, identificación del mediador o mediadora responsable, equipos, materiales e insumos utilizados y consumidos y coparticipación de otras entidades, organismos o cuerpos policiales, si fuere el caso, con una evaluación sucinta del procedimiento, los resultados y recomendaciones para eventos futuros. El Informe destacará el comportamiento observado y evaluación de parte de los funcionarios y funcionarias policiales que intervinieron, distinguiendo para cada uno de ellos, por debajo de la expectativa, conforme con la expectativa y por arriba de la expectativa, a fin que la Oficina de Control de la Actuación Policial efectúe los registros y adopte las medidas correspondientes de conformidad con lo previsto en los artículos 91 y siguientes de la Ley del Estatuto de la Función Policial. Una copia de dicho Informe será remitida a la Defensoría del Pueblo. Artículo 27

Asistencia voluntaria

Se consideran susceptibles de la medida de asistencia voluntaria, de conformidad con lo previsto en los numerales 4 y 6 del artículo 93 de la Ley del Estatuto de la Función Policial, la adopción, por parte del funcionario o funcionaria policial durante la correspondiente reunión pública o manifestación, de lenguaje soez, provocador o desafiante, la evasión o retardo en el seguimiento de los instructivos previos y sobre el terreno y de las pautas de formación, alineación o defensa y, en general, cualquier otro acto que implique desconsideración, desafío, descontrol o exaltación, siempre que no sea reflejo de indisciplina deliberada o actitud refractaria u hostil a los instructivos, ni afecte de manera sustancial la integridad y confiabilidad de la prestación del Servicio de Policía.

Artículo 28

Asistencia obligatoria

Se consideran susceptibles de la medida de asistencia obligatoria, de conformidad con lo previsto en los numerales 3, 4, 6 y 7 del artículo 95 de la Ley del Estatuto de la Función Policial, la adopción por parte del funcionario o funcionaria policial durante la correspondiente reunión pública o manifestación, de conductas de agresión física directa contra cualquier participante o contra sus compañeros de trabajo; la exhibición, el porte o la utilización de equipo no reglamentario; el ocultamiento total o parcial del rostro; la contumacia a seguir instrucciones; la persecución y acciones coactivas contra los y las participantes en fuga o sometidos y neutralizados; el irrespeto, humillación o denigración de las personas; la facilitación o permisividad de contacto entre grupos antagónicos que pudieran enfrentarse con resultados de lesiones y que propendan a la escalada de la violencia; la ingesta de alcohol y cualquier otro supuesto de desacato, irrespeto o evasión de los protocolos de actuación que pueda conllevar el retardo en la solución, la escalada del conflicto o el agravamiento de las consecuencias que podrían haber sido evitados de haberse cumplido con los instructivos y protocolos correspondientes. Artículo 29

Destitución

Se consideran susceptibles de la medida de destitución, de conformidad con lo previsto en los numerales 2, 6, 8 y 11 del artículo 97 de la Ley del Estatuto de la Función Policial, la adopción por parte del funcionario o funcionaria policial, durante una reunión pública o manifestación, de armas o agentes químicos propulsados directamente contra el cuerpo de las personas, de municiones o cartuchos no permitidos, que pretendan ocasionar lesiones o la muerte, aunque éstas no se produzcan; la realización de actos de castigo directo y ensañamiento contra las personas, con o sin elementos del equipo reglamentario; y cualquier conducta de encubrimiento, simulación o evasión en cuanto al reportaje de su actuación o la de cualquier funcionario o funcionaria policial de su unidad que procure eludir las responsabilidades disciplinarias, administrativas o penales a que hubiere lugar con ocasión del desarrollo del evento.

Artículo 30

Capacitación y reentrenamiento

Es parte ineludible del programa de asistencia voluntaria y asistencia obligatoria a que hubiere lugar con ocasión de la intervención en el control de reuniones públicas y manifestaciones que comprometan y afecten la garantía del orden público, la paz social y la convivencia ciudadana, la adopción de un módulo motivacional y de incremento de destrezas verbales, físicas e instrumentales, que permitan corregir con especificidad las fallas observadas, así como, evaluar en el ulterior desempeño del funcionario o funcionaria policial, el cambio de actitud, destreza o comportamiento como participantes en eventos de los cuales se ocupa la Dirección de Control de Reuniones Públicas y Manifestaciones. Corresponderá a la Oficina de Control de la Actuación Policial, diseñar e implementar estos programas con la asesoría especializada que fuere necesaria. Artículo 31

Informe consolidado de rendición de cuentas

A los efectos del cumplimiento de lo previsto en los artículos 3, 5, 6, 7 y 9 de la Resolución Nº 85 del 19 de marzo de 2010, relativa a las Normas sobre Rendición de Cuentas en los Cuerpos de Policía en sus diversos ámbito político territoriales, los informes consolidados sobre gestión, desempeño y rendimiento, desviaciones policiales y responsabilidades disciplinarias y el extracto o resumen correspondiente, deberán contener un apartado relativo al control de reuniones públicas y manifestaciones, que puedan comprometer la garantía del orden público, la paz y la convivencia ciudadana, a fin que se pueda evaluar, corregir, mejorar y optimizar el desempeño de esta materia mediante la contribución de los organismos gubernamentales e instancias de control externo del respectivo cuerpo de policía, con fundamento en información agregada, continua, consistente y confiable.

Artículo 32

Revisión periódica de instructivos y protocolos

Los cuerpos de policía en el control del orden público, la paz social y la convivencia ciudadana en las reuniones públicas y manifestaciones, presentarán a consideración del Órgano Rector a través del trabajo conjunto de sus Direcciones de Control de Reuniones Públicas y Manifestaciones, de las Oficinas de Control de la Actuación Policial y Planificación, Presupuesto, Organización y Sistemas, propuestas para la modificación de los protocolos e instructivos correspondientes cuando las condiciones de la evolución técnica y social aconsejen la modificación de procedimientos, rutinas, capacitación y equipamiento vinculados con su intervención. Disposiciones Transitorias

Primera

Dentro del plazo de tres (3) meses contados a partir de la publicación en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela de la presente Resolución, el Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y demás cuerpos de policía estadales competentes en garantizar el orden público, la paz social y la convivencia ciudadana en reuniones públicas y manifestaciones, remitirán al Órgano Rector los instrumentos normativos, protocolos e instructivos que regulan sus procedimientos y modos de actuación en esta materia, así como, los relativos a la estructura organizativa de las unidades encargadas de esta materia y los formatos de registro de su información y actividades.

Segunda

Dentro de los seis (6) meses siguientes a la publicación en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela de la presente Resolución, el Órgano Rector preparará un Manual Sobre Procedimientos Policiales en Reuniones Públicas y Manifestaciones, que detalle el protocolo uniforme a seguir conforme las pautas de la presente Resolución.

Tercera

Dentro de los tres (3) meses siguientes a la publicación en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela de la presente Resolución, el Órgano Rector convocará a una sesión informativa con los directores y directoras generales, directores y directoras de operaciones, directores y directoras en el control de reuniones públicas y manifestaciones o sus equivalentes, del Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y demás cuerpos de policía estadales, a los fines de exponer el objeto, finalidades y principios fundamentales del nuevo modelo, sus pautas y procedimientos y los lineamientos para el desarrollo de una nueva cultura policial para la garantía del orden público, la paz social y la convivencia ciudadana. Cuarta

Dentro de los ocho (8) meses siguientes a la publicación en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela de la presente Resolución, el Órgano Rector conjuntamente con la Universidad Nacional Experimental de la Seguridad (UNES), diseñará un curso básico sobre procedimientos y actuación en la garantía del orden público, la paz ciudadana y la convivencia ciudadana, dirigido a los directores y directoras generales, directores y directoras de operaciones, directores y directoras de las Direcciones de Control de Reuniones Públicas y Manifestaciones del Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y demás cuerpos de policía.

Quinta

Dentro del año siguiente a la publicación en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela de la presente Resolución, el curso básico a que se refiere la Disposición Transitoria Cuarta será aplicable a los funcionarios y funcionarias policiales que integran las Direcciones de Control de Reuniones Públicas y Manifestaciones del Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y demás cuerpos de policía. La implementación de dicho curso básico, diseñado y acreditado por la Universidad Nacional Experimental de la Seguridad, se realizará en forma progresiva, atendiendo a los datos y registros sobre la frecuencia e intensidad de situaciones de alteración de la garantía del orden público, la paz social y la convivencia ciudadana que hayan implicado la intervención de los diversos cuerpos policiales.

Sexta

Dentro de los tres (3) meses siguientes a la publicación en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela de la presente Resolución, los directores y directoras generales del Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y demás cuerpos de policía estadales, remitirán al Órgano Rector un informe detallado con las necesidades de dotación en materia de uniformes, equipos, implementos, armamento y accesorios destinados a la garantía del orden público, la paz social y la convivencia ciudadana, a fin de orientar, a partir de la planificación central, la inversión uniforme y coherente en esta materia. Séptima

Dentro de los treinta (30) días siguientes a la publicación en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela de la presente Resolución, el Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y demás cuerpos de policías estadales procederán a desincorporar los equipos, implementos, armas y accesorios no autorizados ni homologados por el Órgano Rector, a fin de asegurar la protección de los derechos humanos, la garantía del orden público, la paz social y la convivencia ciudadana.

Octava

Dentro de los seis (6) meses siguientes a la publicación en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela de la presente Resolución, los directores y directoras generales del Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y demás cuerpos de policía estadales, pondrán en funcionamiento y operaciones un área exclusiva para el almacenamiento y custodia de los equipos, implementos, armas y accesorios destinados a los procedimientos y actuación para garantizar el orden público, la paz social y la convivencia ciudadana. El Órgano Rector procederá a presentar un cronograma de visitas de supervisión asegurando la adecuación del Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y demás cuerpos de policía estadales, a lo ordenado en la presente Resolución.

Novena

En atención a las particularidades del proceso actual de formación de aspirantes a Ingresar en los cuerpos de policía, por parte de la Universidad Nacional Experimental de la Seguridad (UNES), los requisitos previstos en los numerales sexto y séptimo del artículo 13 de la presente Resolución no serán aplicables al Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana en un plazo de tres (3) años contados a partir del momento de su entrada en vigor. Décima

Sin perjuicio de lo establecido en las Disposiciones Transitorias anteriores, a partir de la entrada en vigencia de la presente Resolución, el Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana y demás cuerpos de policía estadales, podrán solicitar asistencia técnica al Órgano Rector, a fin de adelantar las medidas necesarias para dar cumplimiento, al contenido de la presente Resolución.